fbpx

Lo primero que necesitamos es una cuenta extranjera, por ejemplo en Libras como Monese o Revolut (si no las tienes entra en el enlace y te explico como abrir cada una en unos minutos)

El chollo está en que si enviamos 100€ a una cuenta en libras nos cobrarán sólamente 90€ y recibiremos el cambio correspondiente en libras a los 100€, no son más de 5 minutos y son 10€ que te ganas si lo haces a través de el link del botón.


Azimo es una Fintech para transferencias internacionales. Su sede está en londres y las oficinas centrales en Cracovia.
Fué fundada en el 2012 por Michael Kent, Marek Wawro, Ricky Knox, y Marta Krupinska.


Tiene soporte en más de 190 países, con transacciones en 80 divisas distintas. Los usuarios pueden recibir el dinero de varias formas:
– En un monedero digital.
– A domicilio.
– Donde se indique el destinatario.
– Recogiéndose en efectivo (para estoy hay 270 mil locales habilitados)
– En una cuenta de banco (más de 20 mil agencias).

La plataforma es una de las más usadas para quien necesita enviar dinero a otro país.
Los ratios de cambios y las tarifas hacen que sea barata, en comparación con los métodos convencionales en bancos u otro tipo de transferencias como es Western Union.

Azimo está regulada por el HMRC (el organismo responsable de Impuestos y Aduanas en el Reino Unido y la FCA (la Autoridad de Conducta Financiera)

Transferencias internacionales con Azimo



Funcionamiento de Azimo



La plataforma transfiere con rapidez, porque, de forma similar a lo que hace transferwise, mantiene distintos tipos de divisas en sus fondos, por lo que la operación es instantánea.

Son miles de transferencias diarias, con poca comisión y nada de cargos extra cuando paga con la tarjeta de débito.

El funcionamiento de Azimo es simple. Se necesita abrir una cuenta en la web, especificar los datos del receptor para indicarle al sistema a quién y a dónde enviaras el dinero.

Asimismo, acotas si el coste de la transacción será por transferencia a un banco o por la tarjeta (crédito o débito) y dejas que el programa se ocupe del resto.

Lo que sigue es la conversión a la moneda elegida para el receptor. Las tarifas
y los tipos de cambio son especificados en el sistema.



¿Qué destaca a Azimo de otras plataformas?



Azimo no es costoso, de hecho se le considera uno de los proveedores más baratos por sus comisiones y el cambio competitivo.

Las cuotas de transferencia dependerá del país que envía y el que recibe, aparte de los mecanismos de pago e ingreso..

Algo que debes tener en cuenta, es que Azimo tiene locales asociados para
pagar o recibir los fondos, por lo que no se tienen que cobrar tarifas de banco
que envían y reciben, tampoco hay cargos de entidades financieras
intermediarias.

Solo en el caso que se use la tarjeta de crédito para pagar, hay que añadir una comisión del 2,99%.


Si lo que buscas es una tarjeta más rápida y fácil de usar, te recomiendo sin duda que leas el artículo sobre la tarjeta Bnext



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *